El puesto de trabajo ha muerto

Hace unos meses estuve en uno de los estupendos congresos que celebra AEDIPE (Asociación de Dirección y Desarrollo de Personas) en la ciudad de Valencia cada año. Se habló de muchas cosas interesantes: Employer Branding, las nuevas generaciones de trabajadores, autonomía profesional. Se expusieron ejemplos varios de la forma de gestionar a los trabajadores dentro de grandes empresas para fomentar la motivación y el desarrollo profesional. Pero me llamó poderosamente la atención un hecho, que parecía que todo el mundo tomaba como normal y por lo tanto pasaba desapercibido.

                La base de la contratación y la promoción de las personas dentro de una empresa es el diseño del puesto de trabajo y la adaptación de la persona al puesto. -Hablando en plata: si no te adaptas al puesto, a la puta calle. A veces un ascenso se convierte en una maldición.

                Aquí tenemos otro de los muertos vivientes de la revolución industrial. Está claro que si trabajamos en montaje en cadena, o adoptamos el ritmo, los movimientos y la coordinación con la máquina y compañeros de producción o nuestro trabajo se va a la mierda. Pero, noticia, muchos de los trabajos actuales no son producción en cadena y cada vez menos.  -Estoy esperando que construyan los robots que paguen mi jubilación. Al menos éstos no se pondrán a cazar pokemons.

                adaptacion-empresa-trabajadorLos puestos de trabajo a los que podremos aspirar los humanos ya no podrán ser definidos en tareas y sub-tareas, en movimientos y número de piezas fabricadas. La organización, va a tener un objetivo y entre todos vamos a ver cómo lo hacemos realidad. El diseño del puesto de trabajo tiene que morir, no es el santo grial, tiene que dejar de ser una constante inamovible, para convertirse en una variable a manipular. Con el objetivo de la perfecta sincronización con las competencias, actitudes y valores de la persona que va a entrar o trabaja en la organización. En definitiva crear una sinergia optima persona-puesto. -¿A quién no le gustaría un puesto para poder poner en práctica todos sus talentos? Los franceses dicen; “Más vale poner el culo, que mostrar tus virtudes”.

                En este artículo: Firmamos el contrato y comienza el proceso de selección estuvimos hablando de la adaptación de las personas a un nuevo entorno laboral, tomamos la perspectiva del trabajador que se tiene que incorporar a una forma nueva de hacer las cosas, a una empresa, a una nueva cultura. Mostrando lo que puede hacer un candidato para adaptarse al nuevo puesto y la nueva empresa.

                El objetivo del artículo de hoy, es poner de relevancia que también la empresa y el puesto se pueden y deben adaptar a la persona, si queremos una relación de ganancia recíproca. Si queremos que nuestro trabajador tenga una experiencia óptima en nuestra empresa y si queremos obtener su máximo potencial.  En algunos campos se está comenzando a trabajar desde este punto de vista, pero su avance es lento: la conciliación familiar-laboral, desde la ergonomía, adaptando los puestos de trabajo a  personas con capacidades diferenciadas, centros especiales de empleo.

                La adaptación del puesto no debe solo utilizarse para subsanar debilidades, sino que es fundamental que se adapte para potenciar fortalezas del trabajador.

                Recuerdo, en el instituto, en la facultad, haciendo trabajos de equipo, donde cada persona elegía la parte de la tarea que se le daba mejor, la parte del trabajo donde sabía que podía aportar más al grupo, implicaba mayor motivación y mejor rendimiento. -Date prisa en elegir que si no te quedas con lo que nadie quiere.

                No solamente debemos pedir a las personas que se adapten a la organización, sino que ésta tiene que adaptarse a las personas, si queremos multiplicar el rendimiento y la felicidad en el trabajo.

                He comenzado  a colaborar con una empresa y estoy muy ilusionado -Pere. ¿Por qué no dices trabajar? -Precisamente porque la primera pregunta que me hicieron y lo que más me gustó fue. -Bueno. ¿Cómo lo vamos a hacer?

                Muchas gracias a JobsHunters por prestarme este espacio. Espero que os haya gustado, si es así, estaré muy agradecido si lo compartís en vuestras redes. Cualquier duda o sugerencia será bienvenida, aquí, o contactad conmigo en las principales redes.

                Muchos retos y mucha suerte.

Más sobre Pedro Goni

Licenciado ePedro Gonin Psicología. Universidad de Valencia (1998). Más de 15 años dedicado a la orientación profesional y recolocación en diferentes entidades colaboradoras del Servicio Valenciano de Empleo. Especialista en gestión de marca profesional en Redes sociales y blogger en Pere Orienta desde 2012.

Siempre buscando proyectos.

Contacto en: gonis720@gmail.com

Blog: http://www.pereorienta.com/

Dejar una respuesta

Su email no se publicará. Obligatorio *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículos que te pueden interesar

JOBSHUNTERS.ES es una revista de ANAC
Asociación Nacional de Agencias de Colocación