Paro registrado o paro estimado: ¿con qué me quedo?

Los datos del desempleo siempre están sujetos a análisis pormenorizados, ya sean los del paro registrado -publicados por el Servicio Público de Empleo estatal-, ya sean los del Paro estimado o, lo que es lo mismo, la Encuesta de Población Activa.

Insituto Aragonés de Empleo.

Insituto Aragonés de Empleo.

Veamos unas cifras antes de adentrarnos en las diferencias entre estas dos estadísticas. Por ejemplo, los datos de Paro Registrado publicados en julio de 2015 arrojaban la siguiente cifra: 4.046.276 desempleados registrados en la oficina de empleo.  Cualquier persona que observe estos números considerará que son los verdaderos, o sea, que España cuenta con este número de parados en realidad. Sin embargo, si analizamos la Encuesta de Población Activa, el número de desempleados asciende a un total de 5.149.000 para el segundo trimestre de 2015. Un poco extraño, ¿no? Quizá no tanto si analizamos el porqué de la diferencia de estos datos.

Paro estimado

Según el Instituto Nacional de Estadística, la EPA es “una investigación continua y de periodicidad trimestral dirigida a las familias que viene realizándose desde 1964. Su finalidad principal es obtener datos de la población en relación con el mercado de trabajo: ocupados, activos, parados e inactivos. La EPA se realiza sobre una muestra de 65.000 familias al trimestre o, lo que es lo mismo, unas 200.000 personas.”. O sea, que hablamos de una estimación, como su nombre indica, realizada a través de encuestas. Esto se desarrolla así porque se presupone que muchos desempleados no tienen por qué estar registrados en las oficinas de empleo, ya sea porque han abandonado la búsqueda a través de estas oficinas o simplemente porque consideran que no les hace falta darse de alta como demandantes.

Además, consideramos que la población activa es toda aquella de 16  o más años que tiene empleo o lo está buscando. En otras palabras, la suma de ocupados y desempleados. Sin embargo, una persona de 20 años que esté estudiando y no esté buscando empleo no se considera estadísticamente “activa”, pero sí tiene la edad anteriormente expuesta.

Es entonces cuando hay que advertir que no podemos confundir estar en edad de trabajar con pertenecer a la población activa. Por este motivo, es difícil que el paro registrado, como veremos a continuación, nos pueda decir qué tasa de empleo tenemos en España, porque no contamos con un registro de “activos” y la única forma que tenemos de saberlo es preguntando a sus protagonistas y haciendo estimaciones.

Paro registrado

No todo el que se apunta “al paro” saldrá en las estadísticas del paro registrado. Existen algunos colectivos que se quedan fuera. Según la Orden de 11 de marzo de 1.985 del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, estos grupos al margen serían:

  • “Demandantes ocupados. O sea, los que buscan mejorar su empleo.
  • Demandantes sin disponibilidad inmediata para el trabajo o en situación incompatible con éste: pensionistas de jubilación, pensionistas de invalidez absoluta o de gran invalidez, personas con más de 65 años, demandantes en situación de incapacidad laboral transitoria (o de baja médica), los estudiantes de enseñanza oficial reglada con menos de 25 años (o teniendo más de esa edad son demandantes de primer empleo) y los alumnos de formación profesional ocupacional (siempre que superen las 20 horas lectivas semanales, tengan una beca de manutención y sean demandantes de primer empleo).
  • Demandantes que solicitan un empleo de características específicas: empleo a domicilio; por menos de tres meses o con jornada inferior a 20 horas; cuando la inscripción sea requisito previo para un proceso de selección y cuando se solicite un empleo para el extranjero.
  • Trabajadores eventuales agrarios beneficiarios del subsidio especial por desempleo o, que habiéndolo agotado, no haya transcurrido más de un año desde el nacimiento del derecho.
  • Se excluyen también del cómputo del paro registrado a los demandantes que rechacen acciones de inserción laboral adecuadas a sus características (Artículo 46.1.2 de la Ley 8/1988, de 7 de abril)”.

Conclusiones

Como podéis observar, la EPA, dentro de las deficiencias evidentes que tiene, se considera la más fiable, así por lo menos lo estima el EUROESTAT, la oficina estadística europea. Sin embargo, en España atendemos a las dos estadísticas, lo que puede llevarnos a una especie de delirio analítico a la hora de ponernos de acuerdo sobre cuál es el paro verdadero en España. Si a esto le sumamos la economía sumergida, actividad que genera empleo oculto en dimensionas más que notables, medir el paro real con exactitud es algo complicado.

Y tú, ¿qué estadística consideras la más realista?

           Más sobre Héctor Jerez

Hector Jerez

Héctor Jerez es Licenciado en Ciencias Políticas y Sociología. Especializado en orientación e intermediación laboral, se considera  un apasionado de las TIC y de su relación con el mercado de trabajo, un blogger convencido y un estudioso de las transformaciones sociales que tienen lugar en nuestros días. Para poder contactar con él y leer más artículos:

Blog: www.politologoenred.blogspot.com

Twitter: @hecjer

Dejar una respuesta

Su email no se publicará. Obligatorio *

Artículos que te pueden interesar

JOBSHUNTERS.ES es una revista de ANAC
Asociación Nacional de Agencias de Colocación