La OCDE alerta de que la pobreza ha crecido “por la falta de empleo de calidad”

“España disfruta de una sólida recuperación económica”. Es la primera frase del estudio que la OCDE presentó el martes pasado, en el que se eleva la previsión de crecimiento del PIB en dos décimas para este año, del 2,3% al 2,5%. Pero en la misma página también puede leerse que “el desempleo sigue situándose en niveles muy altos”. Y prosigue: “La pobreza también ha aumentado, debido principalmente a la falta de empleo de calidad que proporcione suficientes horas de trabajo y unos ingresos adecuados”. Para remediarlo, la organización reclama medidas contra la pobreza y esfuerzos para subir la productividad. De esta forma lo explica Manuel V. Gómez para El País.

Fuente: El País (OCDE)

Fuente: El País (OCDE)

La comparecencia del secretario general de la OCDE, Ángel Gurría, comenzó como el estudio que presentaba este martes en la sede del Ministerio de Economía junto a su responsable, Luis de Guindos, reconociendo el avance la economía española en los últimos años: “Sería injusto, después de los achuchones que hemos pasado, no reconocerlo”. Se basaba en datos como la mejora de la previsión de crecimiento para este año y la cifra de 2018 (2,2%) o la reducción del déficit, que calculan que fue un 4,6% del PIB en 2016 y será del 3,4% este año. Y eso, según el club de países más industrializados, se debe a las reformas (moderación salarial), la política monetaria del BCE, el bajo precio del petróleo y una cierta expansión fiscal en los últimos tiempos.

Antes que Gurría, habló el titular de Economía. Luis de Guindos destacó que la actividad creció en 2015 y 2016 por encima del 3%. Aunque apuntó que la economía española “sigue siendo vulnerable”. “No se puede ser complaciente”, afirmó, en línea con el espíritu del informe.

Porque Gurría este martes reconoció lo andado, pero también puso deberes —“Reformas. Reformas. Reformas”— y subrayó las consecuencias que deja la crisis. “Ha dejado cicatrices que menoscaban el bienestar, siendo las más visibles unos niveles todavía muy elevados de desempleo, pobreza y desigualdad”, se lee en el informe. “Es fundamental que España consiga incorporar a más personas al mercado de trabajo”, enfatiza, “pero también debe centrarse en la calidad del empleo”.

“Los jóvenes y los trabajadores con baja cualificación son quienes más sufren el desempleo, al tiempo que existen unos niveles muy elevado de desempleo de larga duración. Estos factores corren el riesgo de afianzar las desigualdades, incidiendo negativamente en el crecimiento futuro y en la cohesión social”, ahonda.

Leer más.

Dejar una respuesta

Su email no se publicará. Obligatorio *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículos que te pueden interesar

JOBSHUNTERS.ES es una revista de ANAC
Asociación Nacional de Agencias de Colocación