El Gobierno aprueba la Estrategia de Activación para el Empleo 2017-2020

El Consejo de Ministros ha dado luz verde a un conjunto de medidas para impulsar las políticas activas de empleo a través de la Estrategia de Activación para el Empleo 2017-2020, con la que se renueva la anterior estrategia (2014-2016).

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, ha explicado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros que la estrategia constituye un escenario plurianual para vertebrar las actuaciones de los distintos Servicios Públicos de Empleo bajo un paraguas de objetivos y principios de actuación comunes, orientados a resultados.

Báñez ha señalado que la nueva estrategia se impulsó en la Conferencia de Presidentes de principios de año y ha sido consensuada con las comunidades autónomas y los agentes sociales.

En ella se establecen como prioridades modernizar los Servicios Públicos de Empleo; mejorar el Sistema de Formación Profesional para el Empleo, en especial en materia de Formación Dual, y favorecer la empleabilidad de los jóvenes y de otros colectivos vulnerables, como los parados de larga duración y las personas en riesgo de exclusión.

La estrategia fija diez principios de actuación y tres grupos de objetivos, ya que por primera vez añade a los objetivos estratégicos y estructurales una serie de objetivos clave, y establece como novedad la modificación del calendario de implementación de los Planes Anuales de Empleo, adelantando su elaboración al año anterior a su ejecución.

Esta modificación tiene por objetivo que las comunidades conozcan al comienzo de cada ejercicio los criterios y la ponderación con los que se les evaluará en el ejercicio siguiente.

Así, aunque el Consejo de Ministros ha aprobado este viernes formalmente el Plan Anual de Política de Empleo para 2017, en el que se concretan las actuaciones llevadas a cabo este año, el Plan Anual de 2018 será presentado ya a las comunidades autónomas en la próxima Conferencia Sectorial de Empleo, que se celebrará en unos días.

La nueva Estrategia da más importancia al seguimiento y prevé la mejora gradual de los presupuestos de las políticas activas de empleo, superando los niveles de gasto por desempleado existentes en 2011.

La “reforma silenciosa”

La ministra ha resaltado que las políticas activas de empleo constituyen la “reforma silenciosa” del mercado laboral y ha apuntado que la estrategia anterior ha mejorado estas políticas en la mayoría de las comunidades autónomas.

La estrategia, ha añadido Báñez, “cambió la manera de trabajar” para que los servicios públicos de empleo no se dedicaran sólo a gestionar prestaciones, sino también a orientar y formar a los desempleados para su regreso al mercado laboral.

La ministra ha afirmado que la gran prioridad del Gobierno es consolidar la recuperación económica y acompañarla de una “fuerte creación de empleo” para poder cumplir el “gran objetivo nacional” de alcanzar los 20 millones de ocupados a final de la legislatura.

Comentarios desactivados

Artículos que te pueden interesar

JOBSHUNTERS.ES es una revista de ANAC
Asociación Nacional de Agencias de Colocación